7 formas de aplicar la UX y la UI para mejorar el rendimiento de tu comercio electrónico

Conseguir que las ventas de e-commerce aumenten es siempre un gran reto. Pero para conseguirlo, cualquier empresa debe entender cómo utilizar las mejores prácticas de UX y UI. Al fin y al cabo, un diseño, una layout y un uso adecuado pueden aumentar el rendimiento de la tienda virtual sin mucha dificultad.

Uno de los puntos clave de esta estrategia es guiar al consumidor final hasta la compra, a través de recorridos fluidos y alineados con sus necesidades reales. En este sentido, cada detalle del sitio web afectará la relación con el público. Por ello, es importante analizar qué puntos deben mejorarse o modificarse para ofrecer a los clientes la mejor experiencia posible. A continuación, explicamos cómo hacerlo.

1. Utiliza imágenes de alta calidad

Todas las imágenes de la página representan una forma de manifestar empatía con cada usuario. Esto se debe a que por lo general es el único contacto que tendrán con un determinado producto antes de cerrar la compra. 

Por ello, es esencial que inviertas en fotos de máxima calidad de los artículos en venta, que se muestren todos los detalles desde diferentes ángulos. Pero presta atención al tamaño de las imágenes; no tiene sentido invertir en grandes fotos si estas interfieren en el momento de cargarlas en el sitio web. 

2. Invierte en un layout personalizado

Si conoces el dicho “la primera impresión es la que cuenta”, debes saber muy bien que el layout de la página será lo primero que verán tus consumidores. Por eso, invertir en un layout diferenciado hará que tu e-commerce se destaque, además de generar una identidad visual para tu marca. 

Mi sugerencia es elegir siempre un diseño limpio, para que el producto sea el gran protagonista de la experiencia. Además, es importante tener una buena navegación. También debe ser fácil de interactuar y, preferiblemente, centrarse en el tiempo de carga. Resalta la identidad de tu empresa a través de los colores elegidos, la tipografía, la organización de los elementos y otros aspectos. 

3. Deja el botón de “comprar” visible

Otro consejo esencial es desarrollar el sitio para que el botón de compra esté siempre visible para el usuario. En particular, este botón debe ser más predominante en la página de cada producto, el espacio donde se toman la mayoría de las decisiones de compra. Cabe destacar la importancia de colocarlo por encima del pliegue, que es cuando el usuario no necesita desplazarse por la página para encontrarlo. En el móvil, una sugerencia para la página del producto es dejar siempre el botón de compra fijo en la parte inferior, manteniéndolo siempre disponible.

4. Apuesta por una iconografía homogénea

Otro consejo sobre cómo utilizar UX y UI para mejorar tu e-commerce es con la iconografía adecuada. Guiar al cliente de forma eficaz desde la fase de interés hasta la decisión de compra requiere la cohesión de numerosos aspectos visuales.

La iconografía no es más que el conjunto de los iconos, símbolos y otros elementos que le indican al cliente dónde está, a dónde debe ir y cómo llegará a su destino. Por lo tanto, cuanto mejor sea el mapa del sitio web, más fácil será que las personas finalicen una compra.

5. Incluye sugerencias de productos relacionados

Una de las formas de aumentar las ventas en la tienda online es ofrecer siempre productos relacionados con los buscados por los usuarios. Por lo tanto, apuesta por estrategias para crear un sistema eficaz de sugerencias. Por ello, cuanto más relevantes sean las sugerencias para el cliente, mayores serán las posibilidades de que el negocio convierta compras de mayor valor. Además, este tipo de funcionalidad también ayuda a reducir los puntos de fuga en la tienda virtual, generando profundización en la navegación.

6. Simplifica las pantallas de registro y login

Muchos usuarios se quejan del mal diseño de las pantallas de registro e inicio de sesión y así como de su complicado uso. Al fin y al cabo, es en estos espacios donde los consumidores se toman el tiempo de proporcionar sus datos personales para poder comprar en el sitio. 

Cuando estas páginas están mal diseñadas, provocan miedo en el público, causando inseguridad a la hora de compartir información. Al ofrecer el inicio de sesión o el registro a través de las redes sociales, por ejemplo, se simplifica este paso, lo que aumenta las posibilidades de conversión. 

7. Ten un buen mecanismo de búsqueda interna

El esfuerzo en los motores de búsqueda es otro factor esencial. Un sitio con herramientas de búsqueda con filtros precisos y personalizados ayuda a acelerar la compra y a que el usuario siga avanzando en el canal de ventas. Cualquier dificultad puede hacer que abandonen la tienda virtual.

Estos fueron consejos sobre cómo utilizar UX y UI para mejorar el rendimiento de tu e-commerce. Como puedes ver, la experiencia del usuario es fundamental para influenciar a que los clientes avancen por el canal de ventas y realicen una compra en el sitio web. En este sentido, vale la pena ponerse en el lugar del cliente y desarrollar estrategias que le complazcan.

¿Te ha gustado este contenido? ¡Entonces, entra en contacto con Corebiz y descubre cómo podemos optimizar el performance de tu e-commerce!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.