Hiperpersonalización con IA: llevando la participación del cliente al siguiente nivel

Invertir en la experiencia del consumidor es algo que toda empresa debería adoptar. Al fin y al cabo, favorece la satisfacción del cliente y potencia la promoción empresarial. En este contexto, la hiperpersonalización se destaca como una excelente herramienta que una marca puede utilizar.

La hiperpersonalización utiliza datos para optimizar las experiencias. Esto nos permite innovar el servicio y hacerlo único y especial para cada cliente. Para llevar a cabo este trabajo se emplean herramientas tecnológicas avanzadas, como la Inteligencia Artificial (IA).

En este artículo, aprende cómo funciona la hiperpersonalización con IA y por qué vale la pena invertir en esta innovación.

¿Cómo funciona la hiperpersonalización?

La hiperpersonalización es una estrategia de marketing que permite la creación de experiencias personalizadas y sin precedentes para los clientes. A partir de datos identifica las principales necesidades y preferencias de los consumidores y, así, adapta las técnicas de servicio y venta con accesibilidad e innovación.

Con la hiperpersonalización es posible ir más allá de la segmentación de audiencias. El acceso y uso de tecnologías avanzadas, como la Inteligencia Artificial, ayuda a desarrollar soluciones altamente personalizadas que aumentan la relevancia de una marca para una audiencia específica.

¿Qué importancia tiene la hiperpersonalización?

Según una encuesta de McKinsey, más del 70% de los consumidores esperan interacciones personalizadas. Una proporción aún mayor se siente frustrada cuando se topa con una empresa que no invierte en personalización.

Son datos que resaltan la importancia de invertir en brindar experiencias personalizadas a los clientes. Además de ser una oportunidad de venta para el negocio, la relación con el público y la reputación de una marca pueden mejorar considerablemente tras implementar herramientas de máxima personalización.

Incluso los costos de adquisición de clientes se pueden reducir con la hiperpersonalización. Después de todo, esta estrategia permite a la empresa satisfacer las necesidades del público y realizar un trabajo memorable.

Un ejemplo de cómo vale la pena la hiperpersonalización son las plataformas de streaming. Netflix, por ejemplo, se convirtió en uno de los mayores éxitos en el mercado de suscripciones, debido al uso de un algoritmo que recomienda contenidos a los usuarios en función de sus preferencias. En consecuencia, la plataforma simplifica la vida de los consumidores a la hora de disfrutar de un momento de entretenimiento, lo que favorece la fidelidad del cliente e incluso el compromiso con la marca.

¿Cuáles son las mejores estrategias de hiperpersonalización con IA?

Entonces, ¿qué hace que la planificación de la hiperpersonalización sea exitosa para una marca? Varios negocios se hacen esta pregunta e invertir en tecnologías de punta puede ayudar mucho en este proceso, como es el caso de la Inteligencia Artificial en el e-commerce.

A continuación, ¡consulta las mejores estrategias para invertir en hiperpersonalización con IA y promover tu negocio en un mercado moderno y competitivo!

Omnichannel

La palabra omnicanal se ha convertido en una gran tendencia. Es la presencia unificada de una marca a través de diferentes canales de comunicación y ventas. Esto significa que, sin importar dónde interactúe el cliente con la empresa, la experiencia es la misma.

La omnicanalidad favorece la hiperpersonalización, ya que permite a los consumidores encontrar un canal que se ajuste a sus preferencias. Además, facilita la integración del servicio de la empresa y la recopilación de datos para fomentar aún más la personalización avanzada de los servicios prestados.

Como resultado, la omnicanalidad permite tener una visión completa del perfil del consumidor de la empresa. A partir de ello, es posible invertir en una experiencia cada vez más adaptada a las preferencias del público objetivo, que garantice la satisfacción del cliente.

Todo ello, por supuesto, de forma práctica. Al fin y al cabo, los recursos tecnológicos permiten optimizar la segmentación de audiencia, la personalización de mensajes y correos electrónicos, la gestión de redes sociales y diversas estrategias de marketing.

Integración de plataforma

Junto con la omnicanalidad, otra tendencia que merece atención es la integración. Contar con un centro de gestión que aglutine las distintas plataformas operativas de un negocio facilita la administración y organización.

Con la integración de plataformas es posible tener una visión completa del negocio e identificar oportunidades para promocionar la empresa. Como resultado de una buena gestión y la innovación en la organización, la marca tiene más recursos para centrarse en la calidad del servicio y la hiperpersonalización.

Automatización

La automatización es lo que aporta practicidad y agilidad a la hiperpersonalización. Con herramientas que automatizan los procesos de marketing, es posible optimizar cada paso para promover la atracción, conversión y creación de una buena relación de la audiencia.

La automatización también permite la personalización en tiempo real, lo cual es muy útil para la experiencia del usuario. Todo, desde analizar los datos obtenidos hasta sugerir iniciativas, se puede lograr mediante procesos automatizados.

En definitiva, la hiperpersonalización es una tendencia del mercado, ya que ofrece lo que buscan los consumidores modernos: un servicio de calidad y una experiencia única. Por este motivo, si el objetivo es destacar en tu nicho y tener cada vez más oportunidades en el futuro, merece la pena armar un plan de acción innovador y adoptar herramientas tecnológicas, como la IA, para mejorar la relación con los clientes.

¿Te gustó el contenido? ¡Aprovecha la oportunidad para suscribirte al newsletter de Corebiz para ver más artículos que te ayudarán con estrategias para mejorar tu negocio digital!

Renan Mota

Escrito por:
Renan Mota, co-CEO & Founder
at Corebiz